Pin It

El barranquillero Ricardo Celia, pese a un cierre de dos ‘bogeys’ en sus nueve hoyos finales, no perdió rueda de las primeras posiciones tras la segunda ronda del Abierto de Argentina, competencia con la que termina la temporada regular del PGA Tour Latinoamérica en 2019 y que se disputa en el Jockey Club en Buenos Aires.

Tres de nuestros cuatro representantes superaron el corte al final de esta segunda ronda, con el estadounidense Jared Wolfe en la punta tras un gran 63 (-7) que lo ubicó con cinco golpes de ventaja sobre sus rivales.

Celia firmó un segundo número de 68 golpes (-2) en un día bastante complicado en horas de la tarde y llegó al fin de semana igualado en la cuarta posición con 135 golpes (-5) y al lado del estadounidense Matt Hutchins, el finlandés Toni Hakula y el canadiense Taylor Pendrith.

‘Pipo’ tuvo un sensacional inicio, con cuatro ‘birdies’ en sus primeros seis hoyos desde el 10 de la llamada ‘Cancha Colorada’, devolviéndose con un par de errores al 4 y al 6, obligándolo a ceder algunas colocaciones en el cierre.

El de Barranquilla, que inició la semana en el puesto 55 en la Orden de Mérito del circuito, está así metido en la conversación por las primeras colocaciones y se está confirmando en el Top-60 de cara a lo que será la competencia final del circuito, en un par de semanas en Miami.

El bogotano Camilo Aguado, por su parte, vivió una ronda de altas y bajas, contándose con tres aciertos en la ida del 1 al 9 y devolviéndose con un doloroso doble ‘bogey’ y un ‘bogey’ en sus tres siguientes. El jugador radicado en México montó nuevamente una seguidilla de aciertos, del 14 al 16, firmando un ‘bogey’ en el 18.

Así, Aguado contabilizó ronda de 68 (-2), ubicándose en el empate por el puesto 13 con 137 golpes (-3), igualmente listo para ir por buen resultado en las dos rondas finales y compartiendo la plaza con otros ocho jugadores, entre ellos el argentino Paulo Pinto, el estadounidense Brandon Matthews y el surafricano Víctor Lange, líder al comienzo de la ronda.

El también bogotano Juan Pablo Luna, en una buena jornada, aportó ‘score’ de 69 (-1) para superar su primer corte de la segunda mitad del calendario del PGA Tour Latinoamérica con cinco ‘birdies’ y cuatro ‘bogeys’ en su ronda, la mayoría en la recta final de su ronda.

Luna, que requiere de un gran resultado para llegar al Top-60, está en el empate por la casilla 45, haciéndose con un cupo en el fin de semana en el límite en la igualdad entre doce jugadores.

El antioqueño Andrés Echavarría, finalmente, cometió un ‘bogey’ final en el hoyo 17 de su ronda y así, se quedó por fuera del corte por un golpe, contando ronda de 74 (+4) y total de 143 (+3) tras un doble ‘bogey’, cuatro ‘bogeys’ y un par de ‘birdies’ en su ‘score’.

En 2017 Wolfe, en su primera visita al Jockey Club, quedó apenas un golpe fuera de un desempate por el título, y el año pasado acabó sexto en Pilará.

Este jueves comenzó empatado en el segundo lugar y ahora asumió el liderato con la autoridad de una ronda que incluyó nueve ‘birdies’.

Con su total de 128, Wolfe tiene una cómoda ventaja de cinco golpes sobre su compatriota Jonathan Garrick, que siguió su 65 de la víspera con un 68 y es segundo.

Michael Feuerstein hizo 67 por segundo día consecutivo para ubicarse a seis del líder y completar un Top-3 estadounidense. 

El corte como se dijo quedó en +2, ubicando para el fin de semana a 73 jugadores de doce países.

“Hoy fue una gran día. Arranqué con unos pares, hice un ‘birdie’ (en el 13), luego otro par y de seguido hice seis ’birdies’ en fila”, dijo Wolfe, que salió por el 10 y montó la seguidilla de aciertos en los hoyos 15, 16, 17, 18, 1 y 2. 

“Tuve un par de problemitas juzgando mal el viento para hacer un par de errores en hoyos en los que hice tiros perfectos (el 3 y el 4), pero eso puede pasar aquí. Terminar con ’birdie’ al 7, salvar un buen par en el 8 y embocar un ’putt’ de seis metros para ’birdie’ en el 9 fue lindo”.

Para Wolfe lo de esta semana ha sido un reencuentro con su buen juego tras lo que el mismo describió como un tramo de golf “entre bastante mediocre y malo”.

En los últimos cuatro torneo falló dos cortes y su mejor resultado fue un empate por el puesto 40 la semana pasada en San Martín de los Andes. 

“No estaba disfrutando tanto como acostumbro y no venía jugando bien, con tiros erráticos y falta de suerte”, dijo el jugador originario de Kentucky. 

“No sé cómo va a terminar esta semana, pero antes del Pro-Am me propuse divertirme porque no tengo nada que perder. Estoy exento para la etapa final (de la Escuela del Korn Ferry Tour) y lo peor que puede pasar es que tenga que jugar ese evento. En el mejor de los casos gano los dos torneos que quedan y gano la Orden de Mérito”, se animó.

Con tres victorias en su carrera en PGA Tour Latinoamérica, dos de ellas liderando de principio a fin en Jamaica y Panamá, Wolfe es un jugador que sabe cerrar torneos.

Además cuenta con la experiencia de dos temporadas en el Korn Ferry Tour, en donde jugó en 2014 y 2018.

“Mi juego se siente bien. He estado en esta posición antes y con esa experiencia sé que queda mucho golf por jugar. Estamos en un campo muy bueno que no va a jugar nada fácil, así que tengo que mantenerme agresivo, jugando con inteligencia y paciencia”, concluyó el líder que este sábado saldrá a disputar la tercera ronda a las 12:45 pm por el tee del 1

Vea POSICIONES - Live Scores

Pin It